martes, 9 de diciembre de 2008

La lástima de las cosas...Mono no aware...


La cultura japonesa es por mucho una de las más interesantes que existen, y una de las cosas que más me gusta de ese país es el árbol de Sakura, o conocido también como árbol de cerezo, es muy común encontrar este tipo de árbol en cualquier lugar de Japón...

En lo efimero que es el florecer de los árboles de Sakura, los japoneses rapidamente se encargan de organizar el festival "Hanami", "Hana" que en japones significa flor, y "mi" perteneciente al verbo ver, esto resume el próposito simple, es así como a la sombra de los Sakuras se reunen, familias, amigos y extraños a compartir y observar tal espectaculo, digno de los amantes de los pequeños placeres de la vida. Es de esta manera como en la sociedad japonesa los Sakura representan lo efímero de nuestra existencia humana, ya que las flores desaparecen completamente en solo una o dos semanas...

Y resulta que es un maginifico momento cuando aparecen las flores de Sakura, después de que estos árboles pasen desapercibidos y sin gracia por un tiempo, pasan a llamar la atención de todos los que se acercan a admirar como ese manto rosa, no sólo viste a los arboles, sino tambien como los petalos de las flores hacen una lluvia insesante de color rosa, y pueblan en forma de alfombra el piso, que parece de algodón...

El florecer de los Sakura y su súbita partida entraña el origen del pensamiento "Mono no aware" que se podria traducir como: "La lástima de las cosas..." o "La compasión hacía las cosas..." Pero su significado va un tanto más allá. Para los japoneses "Mono no aware", significa que todo tiene un ciclo, que en el mundo desde los animales y los árboles, hasta las montañas y los ríos, tienen un principio y un final y que la destrucción de algo, a final de cuentas, es parte de un ciclo inevitable, e incluso por la fragilidad y delicadeza de los Sakura, sus flores se pueden echar a perder con un fuerte viento o un temporal...

"Siempre hay belleza en algo que llega a su fin...*"

Hay belleza en la tragedia; "Mono no aware" nos enseña a ser sensibles a la belleza que hay en todo y a valorar el tiempo que tenemos día a día...

Todos tenemos y cumplimos un ciclo en nuestra vida, y en la vida de los demás, pero este ciclo también comprende en disfrutar de aquellas pequeñas cosas que hacen que la vida muchas veces valga más la pena, la belleza de las cosas llega a su fin, pero también podemos conservar un tanto de esa belleza dentro de nosotros...Hay que ser sencibles a esa belleza, a esa libertad para disfrutar de cosas tan lindas, como una lluvia de petalos rosa...Bendiciones...*"

Un mundo de gran dolor y tristeza. A pesar de los cerezos en flor...*"

Bajo las flores del Sakura, pulula y hormiguea la humanidad...*"

Caen las flores del cerezo y entre las ramas aparece un templo...*"

3 comentarios:

MiNe dijo...

Ese árbol es hermoso y sus flores bellisimas. Me ha gustado lo que he leído acerca de, muy interesante.

Me quedo pegada en la lectura, hermoso blog.

Dejo mis Saludos

Leyla

Capitana dijo...

Sí, son unas flores preciosas, las de almendro también lo son, cuando esos árboles se vuelven casi blancos por completo.

Es una cultura muy interesante, a la vez que una de las más antiguas, quizá una de esas cosas sea consecuencia de la otra, se toman la vida con bastante calma.

Kena Siu dijo...

Que bonitas las flores..no me habia tocado verlas antes.
Sera la nostalgia que hace que nos de lastima que algun ciclo se termine, o mas bien el no querer estar triste por aquello que se fue. Nos cuesta mucho dejar ir, aun cuando vienen ciclos nuevos con cosas sorprendentes!
Muy interesante blog, saludos!

En corto...Destino...

"I secretly clung to the belief that life is not merely a series of meaningless accidents or coincidences. Uh-uh. But rather, its a tapestry of events that culminate in an exquisite, sublime plan."


Reflexionando un poco con la ayuda de una película que no veía hace bastante tiempo (se llama Serendipity, si tienen la oportunidad, veánla), me dí cuenta lo importante que es creer que todo sucede por algo. A veces nos aferramos a la idea de que todos los eventos en nuestra vida suceden por alguna extraña razón y que esto que nos ha sucedido es parte de un guión que terminará en un final feliz. A veces pienso si esto es posible... Me gustaría creer en un cien por ciento que así es, que existen señales que guían nuestros actos y que estos están misteriosamente ligados entre sí en un plan maravillosamente elaborado llamado DESTINO... Al final de cuentas, ¿quién no busca ese "final feliz"?

Visita: Y somos las mismas personas envueltas en novedad...

Ven y ve....

Isabel Allende...Grande...

Ultima pelicula que vi.....

Creer o no creer.....